Índice de artículos y reportajes

Relatos

Música en Margen Cero

Poesía

Pintura y arte digital

Fotografía

Radio independiente

Red social

¿Cómo publicar en Margen Cero?

Síguenos en Facebook

Página principal




Maneras de vivir
por Carlos Díaz



Con David Serrano:
«Nunca pondría nota a una película»

David Serrano empezó, como la inmensa mayoría de directores, haciendo cortos: Piel Canela y Mezclar es malísimo. Fue guionista de las tan elogiadas El otro lado de la cama y Los dos lados de la cama. También afinó guiones en el musical de Nacho Cano Hoy no me puedo levantar y en el próximo que el ex componente de Mecano está escribiendo. Ha decidido cambiar su vida: dejar de disfrutar de Días de fútbol para volverse más gamberro disfrutando de Días de cine. «El fútbol —asegura—, cada vez es más aburrido».

—¿En la vida te han metido más goles, o has conseguido meter más tú?

—Creo que como a todos, me han metido más de los que he metido.

Los protagonistas de tu último largometraje Días de cine, son directores, productores, actores, guionistas… Todos ellos tienen un objetivo común. ¿Cuál es tu objetivo en la vida?

—Alcanzar la felicidad.

—¿Qué tendría que ocurrir en el día más feliz de tu vida?

—No despertarme pronto. Que haga sol. Comer bien con algún amigo. Ver alguna película tranquilamente. Quedar con mi amiga Olga para escribir un rato y reírnos escribiendo. Y cenar en un buen sitio con mi novia.

En Días de cine todos los personajes están muy solos y cada uno busca su sustento. Se dice que los directores de cine se sienten muy solos tras el rodaje. ¿David Serrano cómo combate a Doña Soledad?

—Hay muchos momentos antes, durante y después del rodaje, que te sientes absolutamente solo a pesar de estar rodeado de muchísima gente. Afortunadamente en esta película me he sentido muy arropado por el director de fotografía Kiko de la Rica. Sentía que no estaba tan solo como en Días de Fútbol. Pero cuando las cosas van mal sí sientes que estás totalmente solo.

El productor de la historia le pone como condición al director que la protagonista sea una folclórica que fue niña prodigio. ¿Y tú, David, te has encontrado con alguna imposición?

—Todo lo que aparece en la película es lo que yo quería hacer. Y si la cosa no ha salido como se esperaba, sobre todo económicamente, el único responsable soy yo porque todo lo que pedí me lo concedieron. Ha sido un regalo que me han hecho.

Tras ver la película en los cines, con críticas incluidas, ¿cambiarías algo?

—No me arrepiento de haber hecho la película porque me gusta mucho. Creo que es lo mejor que hemos hecho hasta ahora, además, con diferencia. El hecho de que funcione bien o mal es una cosa secundaria porque depende de mil factores. Pero ahora haría la película más pequeñita, o sea más barata.

—¿Por qué crees que gustas más al publico de la calle que a los críticos de cine?

—Hago un cine muy caótico, con mucho follón, mucho grito, que mezcla comedia con cosas grotescas, y en general es cine que a los críticos no les gusta. A ellos les gusta un cine que a mí no me sale hacer. De todos modos, también los hay que les gustó mucho. Pero lo de la crítica es tan raro… Ves que una serie de películas espantosas reciben unas críticas buenísimas y te pones a investigar las razones y a veces son aterradoras.

La película está ambientada en la España del 77, en plena transición, cuando hacer cine en este país aún dependía de la censura. Tiempos en los que algunos buscaban ganar dinero con un nuevo género: el destape. ¿David serrano sería capaz de desnudarse por dinero?

—No.

—¿Y por alguna otra causa?

—Tampoco.

Respecto al cine español, Daniel Sánchez Arévalo director de Azul oscuro casi negro ha dicho: «Cuando vemos una mala película española, exclamamos: ¡No vuelvo a ver cine español! Ojala hiciéramos lo mismo con el cine americano. El porcentaje de películas malas malísimas es igual en todos los países y continentes». David, como espectador, ¿qué nota le pondrías a Días de cine?

—Nunca puedo ser espectador de algo que he hecho. Es más, nunca pondría nota a ninguna película, y menos a una mía. De todos modos, a las mías siempre les pondría un insuficiente. De los cuatro guiones que hecho podría salvar 20 minutos. Es muy difícil que te guste lo que haces.

Estás preparando Con amor o sin amor. ¿Qué pretendes contar que no hayas hecho hasta ahora?

—Es un poco volver al espíritu de El otro lado de la cama. Es una comedia pura y dura. Quiero volver al cachondeo, a no tener ningún pudor a la hora de hacer un chiste y a lanzarme a buscar la carcajada del espectador.

—¿Y también tendrá tintes musicales?

—Sí, pero estoy inventando una cosa nueva a ver si me sale bien. No van a ser números como los de El otro lado de la cama o del musical americano. Estoy intentando hacer otra cosa que creo que no se ha hecho hasta ahora.

Has afirmado que te gustaría hacer Días de porno o Días de varietés y tienes previsto hacer la segunda parte de Días de fútbol, que se llamará Días que se escapan. David, ¿tienes la sensación de que se te han escapado algunos días de tu vida?

—Se me han escapado años enteros. Los años de la facultad son años muy perdidos. Me matriculé en Ciencias de la Información para nada. Esos años los podía haber aprovechado para ver más películas, haber aprendido idiomas, haber viajado… Y la segunda parte de Días de fútbol sí la voy a hacer. Quizás en video yo solo con los actores prácticamente, porque me apetece mucho hacer una película casi sin medios, con poco equipo, sin presiones. Hacer una película sin ningún tipo de obligación. Simplemente por el placer de hacerla.

David Serrano, gracias por permitirnos vivir Días de cine.

separador



Carlos DíazCARLOS DÍAZ, fue finalista como mejor actor en el Premio Espectador de la Revista Teatre Bcn por el personaje de Sra. Lucia en la obra Una Noche de Ópera, de La Cubana y Premio Ondas por el programa Tarde de Todos, en Onda Rambla. Ha trabajado en numerosas obras de teatro: Grupo de teatro La Cubana: Una Noche de Ópera (Dir. Jordi Milán); Las Tres Hermanas, de Anton Chejov (Dir. Jordi Oliver); Pigmalión, de Bernard Shaw (Dir. Nancy Tuñón); Romeo y Julieta, de William Shakespeare (Dir. Nancy Tuñón); cine: Va a ser que nadie es perfecto (Dir. Joaquín Oristrell); Agujeros (Dir. Jan Latussek); Impedimentos (Dir. Doménech Gibert); televisión: Serie El Show de Cándido, en La Sexta; serie Hospital Central, en Tele 5 y serie Lobos, en Antena 3 Televisión, entre otros títulos. Dirigiendo y presentando el programa Contigo en la Tarde fue líder de audiencia en la programación de SomosRadio.

WEB DEL AUTOR: http://carlosdiazactor.es/

Escena del primer partido en Días de fútbol:






Revista Almiar (Madrid; España) / n.º 32 / febrero-marzo de 2007
MARGEN CERO™ (2007) - Aviso legal