La vergüenza



Discutimos. Yo tenía más conocimientos del tema tratado que él, por lo que decidí avergonzarle. Él me dijo que no era necesario que lo avergonzase de esa forma ante todos. Yo me avergoncé de mí mismo por haber sentido dicha necesidad.

© Antonio Redondo Andújar (2003) - Revista Almiar - Volver a página inicial